Por nuestros hijos

Convocamos a un gran encuentro de todas las fuerzas revolucionarias que levantan la bandera de un cambio fundamental en favor de la clase trabajadora, que rechazan el régimen corrupto y que comprendan la necesidad de lanzarse a la lucha. La unidad de nuestro pueblo requiere de una dirección que señale abierta y honestamente sus objetivos, que se confronte a un adversario obstinado y torvo, y que se ponga en la primera línea de combate.

El método es el de la acción incesante en todo momento, en todo lugar: golpear a los saqueadores de nuestras riquezas, golpear a los corruptos y asesinos; levantar a las organizaciones de nuestro pueblo y las movilizaciones por nuestras demandas más urgentes; elevar la unidad como criterio rector de la lucha; organizar el poder de la clase trabajadora; y agrupar la fuerza irresistible de los hombres y mujeres, de los jóvenes, de nuestro pueblo.

Share

¡El paro va!

En medio de este paro, se forman y destacan los nuevos dirigentes, auténticos, honestos, que cumplen con los mandatos de sus bases. En medio de este paro, se crean y consolidan las nuevas y antiguas organizaciones, verdaderamente representativas y útiles. En medio de este paro, se definen los intereses y demandas del pueblo, como hoy en la demanda de terminar con las AFP, ese equivalente actual de las antiguas pulperías y sus fichas. Y en medio de este paro, se forja la unidad de millones.

Share

Votamos paro nacional: ¡Que se vayan todos!

Aquí no hacen falta grandes campañas ni promesas. Se necesita organización, unidad y lucha. Ya sabemos que a nuestro adversario el importan un bledo las elecciones, quién las gana o cuántos participan de ellas, cuando quiere golpearnos.
Entonces, nuestra elección es clara. El próximo paso está marcado en rojo en el calendario: 4 de noviembre, paro nacional. Y el método ya está definido: golpearlos a ellos, duro y parejo, hasta que se vayan todos.

Share

Unidad ¡adelante con el paro nacional!

¿Qué significa este movimiento? La definición última está en su acción y en sus métodos: ir de lo simple a lo complejo, la movilización, la unidad, la independencia de clase y, en este momento, la aplicación de la forma de la lucha más idónea: el paro nacional.

Share

Cada lucha, una victoria

El poderoso levantamiento de la X Región, las grandes jornadas en las barricadas en las rutas y carreteras, y en las calles de sus ciudades, son ya una demostración de fuerza de nuestra clase, son un salto de 30 o 40 años, realizado en pocos días. Es una victoria que el sur de Chile ofrenda a nuestro pueblo, en forma de experiencia, de ejemplo y aliento en el comienzo del camino.

Share

El regreso de la lucha de clases

Nosotros decimos: ¡adelante con la movilización! La lucha efectiva vale más que una convocatoria ambigua o una dirigencia sin orientación.
La lucha de clases obliga a tomar la iniciativa, a actuar de acuerdo a la realidad, y no de ilusiones ajenas y, sobre todo, exige elegir de qué lado se va estar en este conflicto.

Share

Paro nacional: debemos unirnos

La disyuntiva de hoy es si permitimos que los corruptos, los ladrones, los explotadores, profundicen y extiendan su crisis o si el pueblo de Chile emprende el cambio que verdaderamente necesita.
En el actual contexto, debe hacerse valer la fuerza de los trabajadores, debe escucharse la voz de todo el pueblo, en una gran movilización, en un paro nacional que muestre una efectiva salida a la crisis.

Share

Videos

1917-2014 Revolución Siempre
El Cobre ¡ES NUESTRO!
El Cobre ¡ES NUESTRO!
Share